Habitantes de los ejidos son quejados por enfermedades

0

Habitantes de los ejidos son
quejados por enfermedades
Sin posibilidad de recibir atención médica y con obstáculos para salir de sus comunidades, se atienden con remedios caseros
AGUA DULCE, VER.
ALFREDO SANTIAGO H.
Los pobladores de los ejidos de Agua Dulce están siendo aquejados por diversas enfermedades, sin posibilidades de recibir atención médica, ante la inexistencia de clínicas cercanas se tratan con remedios caseros, aunque con resultados limitados.
Adalberto Cozar Cundapí, quien está al frente de una agrupación que brinda campañas de consultas y medicamentos gratuitos en las comunidades rurales, señala que la situación es cada vez más complicada para los enfermos.
“Tenemos varios enfermos a quienes les llevamos medicamento y despensas cada que se puede, aunque algunos desesperados por las afecciones se tratan con remedios caseros que no los curan y solo les alivian las molestias parcialmente”, comentó el entrevistado.
SIN PODER SALIR
Para una familia que tiene ingresos muy limitados, por debajo de la línea extrema de bienestar, no cuenta con los recursos para pagar viajes a las ciudades de Agua Dulce o Las Choapas, pues los caminos están en tan malas condiciones que no hay transporte público, y los que entran cobran demasiado.
Al no poder salir -más que caminando o gastando lo que no tienen- de sus comunidades, los enfermos no tienen posibilidad real de curarse, en ocasiones de afecciones sencillas como infecciones estomacales o el control de enfermedades crónicas.
“Hay muchos pacientes de diabetes o hipertensión que no tienen un control, se cuidan con tés de yerbas, pero regularmente terminan padeciendo los estragos de la enfermedad por no tener un cuidado adecuado”, lamenta Cozar Cundapí.

 

También podría gustarte

Deja un comentario