Despiden a trabajador de Petro Gas que murió aplastado por su unidad

0

Por Juan Manuel Jiménez García/Foro Coatza

Las Choapas, Ver.- Con música de mariachi, y acompañado por familiares, amigos y vecinos, partió el cortejo fúnebre de la colonia Anáhuac con los restos de Eustaquio Santos Hernández, trabajador durante 32 años de la empresa Petro gas al panteón nuevo municipal.

La carroza en color azul marino que transportaba el ataúd con los restos de la persona que muchos consideran un héroe, era seguido por músicos que vestidos con el tradicional traje de charro en color negro, entonaban las melodías de despedida o canciones que le gustaba en vida al empleado de la compañía gasera.

Los acompañantes que se contaba por decenas, caminaban con sombrillas para cubrirse de los intensos rayos del sol, que por su intensidad también le brindaban una cálida despedida a Eustaquio, metros atrás camionetas de la empresa cargada con cilindros de gas hacia sonar sus bocinas y entre sollozos sus compañeros gritaban la frase “el Gas”, frase que durante tres décadas el ahora occiso gritaba por las calles de la ciudad.

La caravana de dolientes continúo hasta el panteón municipal donde fue depositado el ataúd de madera de roble, con los restos de Eustaquio Santos Hernández.

Como se recordará el pasado martes, el ahora occiso se encontraba en la calle Sonora de la colonia Reforma, cuando su unidad, una camioneta marca Chevrolet cargada de cilindros de gas, se quedó sin frenos al subir una pendiente, al tratar de evitar una accidente, Eustaquio trato de detenerla, pero en su intento se bajó del vehículo y fue arrollado por las llantas delanteras quedando su cuerpo tendido sobre el arroyo vehicular.

Después que los paramédicos de la Cruz Roja Y Protección Civil, que fueron llamados por los vecinos y testigos de la tragedia, constataron que ya no contaba con signos vitales y que había fallecido por lesiones en los órganos internos.

FUE UN HÉROE, DIO SU VIDA POR SALVAR A OTROS

Autoridades y compañeros de Eustaquio, señalan que la acción que realizó con la camioneta y en la cual perdió la vida, fue para salvar a otras personas que se encontraban calle abajo, entre ellos niños y predicadores cristianos que recorrían esa arteria compartiendo las Buenas Nuevas del Evangelio.

“Fue un buen hombre que trabajaba para su familia”, “saludaba a todos”, fueron algunas de las frases que se mencionaron en el sepelio del trabajador de Petro Gas y que era conocido por su trato afable y disponibilidad para vender el producto
Descanse en paz…

También podría gustarte

Deja un comentario