Al menos 11 muertos por las severas tormentas que afectan el sureste de Estados Unidos

0
Foto CNN español

Agencias

Al menos 11 personas han muerto a causa de las severas tormentas que afectan al sureste de Estados Unidos este fin de semana, con fuertes vientos, lluvias y tornados, informaron las autoridades.

 

En Louisiana, los bomberos encontraron los cuerpos de una pareja de personas mayores cuya casa fue arrastrada 200 pies (60 metros) de sus cimientos por la fuerza del viento, informó la Oficina del Alguacil de Bossier Parish en su página de Facebook.

Las víctimas, quienes eran suegros de un funcionario de la localidad, aumentan el número de muertos en el estado a tres después de que un hombre muriera cuando un árbol cayó sobre su casa en Caddo Parish el viernes.

Además, una parte del techo de la escuela secundaria de Benton fue arrancado por los vientos y el “agua del sistema de aspersores inundó los salones”, agregó la policía en la red social.

Desde la cuenta del Servicio Meteorológico de Birmingham, Alabama, han reportado otras tres víctimas a causa de un tornado. Varias alertas de tornados están activas en ese estado, en donde también hay advertencias sobre los fuertes vientos, inundaciones y marejadas en la zona de la costa. El condado de Baldwin, en Alabama, canceló las actividades escolares este sábado, incluidos los eventos deportivos.

En el norte de Lubbock, Texas, un policía y un bombero murieron arrollados por un automóvil mientras asistían a otros automóviles chocados, mientras que en Nacogdoches, en ese mismo estado, la tormenta provocó la muerte de un hombre al que le cayó un árbol.

La Patrulla de Carreteras de Oklahoma reportó que este sábado un hombre se ahogó cerca de Kiowa, luego de ser arrastrado por las inundaciones. La víctima fue identificada como Randall Hyatt, de 58 años, de la localidad de Wardville, quien no pudo resistir el torrente de agua mientras salía de su camioneta varada.

Desde Iowa, la patrulla estatal reportó que un semirremolque se volcó en la Interestatal 80, matando a un pasajero. Las carreteras estaban cubiertas de hielo.

Este sábado, el Servicio Nacional de Meteorología también emitió una advertencia de tornado en Mississippi. El viernes varias casas resultaron dañadas o destruidas en Missouri, Oklahoma y Arkansas, pero no se reportaron víctimas.

Según el sitio PowerOutage.us, las inclemencias del tiempo han dejado hasta el momento a unos 300,000 clientes sin luz.

Para este domingo se espera que las condiciones del clima sean más favorables y seguras.

 

Este sábado, más de 18 millones de personas en Luisiana, Arkansas, Texas y Oklahoma estuvieron bajo riesgo grave de tormentas, incluso poderosos tornados, inundaciones y ráfagas de viento que en algunos casos pudieron superar las 80 millas por hora (129 kph), la velocidad de un huracán categoría 1.

 

Mientras, en partes de Texas hubo lluvias y nevadas. Las tormentas provocaron precipitaciones que a su vez causaron extensas inundaciones repentinas.

 

En Dallas, la policía informó que una persona murió cuando un auto se volcó en el arroyo Five Mile al oeste del centro de la ciudad el viernes por la tarde.

 

En Illinois, el servicio meteorológico emitió un aviso de clima invernal, una alerta de inundación y una advertencia de inundación a orillas del lago para el área metropolitana de Chicago y una advertencia de tormenta invernal para áreas adyacentes del noroeste del estado.

 

El sitio web de seguimiento de vuelos en línea del Departamento de Aviación de Chicago mostró que a partir de las 10:30 de la mañana del sábado se notificaron alrededor de 950 cancelaciones de vuelos en el Aeropuerto Internacional O’Hare y se habían cancelado más de 50 vuelos en el Aeropuerto Internacional Midway.

 

Fuente: Univisión.com

 

 

 

 

 

 

También podría gustarte

Deja un comentario